10-datos-sobre-san-petersburgo-que-no-conocias

10 hechos que seguro no sabías sobre San Petersburgo

10 hechos que seguro no sabías sobre San Petersburgo.

A continuación, Free Tour San Petersburgo te presenta algunos datos que seguramente desconocías de este inigualable lugar, los cuales sin duda despertarán tu curiosidad por saber más del llamado “Centro cultural de Rusia”.

1. La ciudad ha cambiado de nombre en tres ocasiones. La tercera vez volvió a su nombre original: San Petersburgo.

Debido al sentimiento anti-alemán que hubo en Rusia a lo largo de la Primera Guerra Mundial, la ciudad fue rebautizada y pasó de ser “Petersburgo” a “Petrogrado”, que poseé una fonética más apegada al ruso. “Nos fuimos a la cama en Petersburgo y despertamos en Petrogrado”, se podía leer en los titulares de prensa en aquella época. Tras la muerte de Vladímir Lenin, la ciudad pasó a llamarse Leningrado. Este nombre, como particularidad, es el que vincula siempre a la ciudad con la Segunda Guerra Mundial, el “deshielo de Krushchov” y la Perestroika. En septiembre de 1991, se decidió volver a poner el nombre histórico de la ciudad mencionado anteriormente: San Petersburgo.r

2. Hay varios lugares llamados San Petersburgo en EE UU

 

El mayor de ellos se encuentra, irónicamente, en un estado muy soleado. Se trata de la quinta ciudad más poblada de Florida y es bien conocida por su buen clima, sus campos de golf, su cálida bahía y sus ardientes playas; cosas que no aparecen demasiado en “Crimen y castigo u otras obras ambientadas en la capital del norte de Rusia.

3. Los puentes móviles son una bella... incomodidad.

Increíblemente, San Petersburgo cuenta con unos 800 puentes, y algunos de los más famosos son levadizos. En total hay 19 puentes móviles, los cuales se levantan horas específicas (generalmente al anochecer) y se bajan hasta primera hora de la mañana. Estas magníficas obras arquitectónicas suelen resultar terriblemente incómodas, ya que después de cierta hora se vuelve muy complicado moverse a través de los diferentes distritos de la ciudad. Así que si planeas ver a unos amigos, y se te hace tarde, será mejor que te quedes a dormir.

4. La enorme columna de la plaza del Palacio se aguanta sola.

 

La impresionante “Columna Alejandro” pesa 600 toneladas y ha permanecido en posición vertical durante unos asombrosos 185 años, manteniéndose sobre su propio peso; motivo por el cual, al principio, los habitantes de San Petersburgo evitaban pasar al lado por miedo a ser aplastados. Se sabe que su creador, Auguste de Montferrand, tenía que pasar por debajo cada 3 días para demostrar que su construcción era segura.

5. Se necesitan más de diez años para ver todo el Hermitage.

Se estima que alrededor de tres millones de personas visitan anualmente el Museo Hermitage, pero nadie ha visto nunca de manera completa la vasta colección del considerado, “Museo más famoso de Rusia”. Un dato impresionante es que se estima que si un visitante permaneciera el tiempo aproximado de un minuto delante de cada obra, necesitaría más de una década para recorrer todo el museo.

6. El Hermitage da “empleo” a numerosos gatos. Además, puedes llevarte uno a casa.

 

Desde tiempos inmemoriales, los gatos han mantenido libre de roedores el “Palacio de Invierno”. Esta situación se mantiene al día de hoy: decenas de felinos permanecen, de manera oficial,  al servicio del Hermitage. En 2014, el director del museo introdujo un límite de 50 gatos, permitiendo que se llevarán a buenos hogares los “restantes”. Para poder obtener uno de ellos, los potenciales propietarios tienen que pasar por una serie de entrevistas con la finalidad de demostrar que son de confianza para el cuidado del animal. Se sabe que los propietarios oficiales de un gato del Hermitage, reciben un certificado sobre el estatus especial de su nueva mascota.

10-datos-sobre-san-petersburgo-que-no-conocias

7. La catedral de San Isaac es claramente visible desde el aire. Eso la salvó de ser bombardeada.

 

La asombrosa catedral de San Isaac es la cuarta más grande del mundo. Como anécdota se sabe que su increíble dimensión la hizo salvarse durante la Segunda Guerra Mundial, y es que se cree que las tropas nazis utilizaron su elevada cúpula como punto para referencia de ubicación. Por esta razón, una serie de valiosos e importantes objetos, que no pudieron ser evacuados a tiempo, se almacenaron en los sótanos de la propia catedral.

10-datos-sobre-san-petersburgo-que-no-conocias

8. El metro de Petersburgo es uno de los más profundos que hay en el mundo.

 

La estación más profunda, Admiralteskaya, se encuentra a una peculiar profundidad de 86 metros bajo tierra. Solo existen estaciones de metro más profundas en Kiev y Corea del Norte, las cuales se construyeron intencionadamente en caso de guerra.

10-datos-sobre-san-petersburgo-que-no-conocias

9. San Petersburgo tiene un extraño monumento que ha sido robado siete veces.

En un malecón de piedra, de un afluente de Fontanka, hay una pequeña estatua de un pájaro, conocida por los lugareños como “Chízhik-Pízhik, una referencia sobre una canción cómica. Los turistas le tiran monedas con la esperanza de hacer realidad sus deseos. Sin embargo, algunas personas algo más “emprendedoras” se han llevado la escultura para ellos mismos. Esto ha ocurrido no menos de siete veces. Pero cada vez la escultura ha regresado, invariablemente, al lugar que le corresponde.

10-datos-sobre-san-petersburgo-que-no-conocias

10. San Petersburgo tiene una gran contaminación acústica.

 

En un estudio reciente, el cual mide la contaminación acústica en las ciudades europeas, San Petersburgo comparte posición entre los lugares más ensordecedores junto con Estambul, París y Moscú.

10-datos-sobre-san-petersburgo-que-no-conocias

Luego de haber conocido 10 datos curiosos de este increíble lugar, recuerda que con Free Tour San Petersburgo encontrarás tu mejor oportunidad para adentrarte a conocer esta asombrosa ciudad, tan rica en cultura, historia e inigualables recintos… ¡Contactanos! Y descubre San Petersburgo de la mano de magníficos guías locales.

Aquí te contamos todo lo que quieres saber sobre San Petersburgo, la capital cultural de Rusia.